Entrevista a Óscar, Concejal de Festejos del Ayuntamiento

entrevista-cabeceraOs dejamos una nueva entrevista, en esta ocasión la realizamos hace varias semanas a nuestro Concejal de Festejos Óscar Martínez, en ella nos cuenta aspectos interesantes de su cargo como concejal relativo a las áreas de festejos y cultura.

Para empezar, algo que nos interesa a todos: ¿en qué estado se encuentra la candidatura de los Caballos del Vino a patrimonio inmaterial de la Humanidad de la UNESCO?

La candidatura ha dado ya uno de los pasos más importantes, se podría decir que está a la espera, y se supone que en la próxima reunión prevista para 2018 estará situada en primera línea española, porque cada país puede presentar un número determinado de propuestas. El trabajo más difícil está hecho. Lo que tiene que hacer el Bando de los Caballos del Vino como entidad que soporta el festejo, en colaboración con otras entidades políticas y sociales, como es el Ayuntamiento y la Comunidad Autónoma, es estar presente y no cejar a la hora de realizar actividades culturales que, aunque no tienen que ser grandes cosas, sí deben ser un continuum de actividades para demostrar que es una cosa que está viva. Actividades aparte del festejo de los Caballos del Vino, a lo largo del resto del año.

¿Cómo se presenta el Año Jubilar en cuanto a eventos culturales?

00202ES4MU-300x229Pensamos que los eventos culturales son primordiales, porque aunque el Año Jubilar sea un evento eminentemente religioso, la otra vertiente principal que ha de tener es la cultural; por tanto, en la medida de nuestras posibilidades, pretendemos que todos los meses haya varias actividades culturales. Se empezó por ejemplo con el concierto de Jaime Urrutia, con obras de teatro y conciertos en febrero… Y la filosofía que vamos a tener desde la Concejalía de Cultura es combinar la oferta cultural que ya de por sí tiene Caravaca agrandándola con lo que nos pueda venir de la Comunidad Autónoma para que este Año Jubilar sea muy potente en lo cultural. Lo vamos a intentar avanzar mensual o bimensualmente siempre que sea posible durante el año completo, o sea, de principio a fin.

Muchos caravaqueños se lo preguntan, pero pocos lo saben. ¿Cómo se organizan unas fiestas como las de Caravaca? ¿Cómo se resuelve el reparto de responsabilidades?

Las fiestas en torno a la Santísima Cruz a mí siempre me gusta decir que son un microcosmos, son un apartado muy complejo dentro de la sociedad caravaqueña. Yo soy el concejal de cultura y de festejos al mismo tiempo, y el concejal de festejos en este caso no organiza en sí, sino que más bien coordina. En cuestiones de organización, la figura más importante es el Secretario de Comisión de Festejos que depende directamente de la Real e Ilustre Cofradía de la Santísima y Vera Cruz. Ese Secretario de Comisión de Festejos es el que se crea una directiva o un grupo de trabajo a su alrededor en el que están incluidos también, lógicamente, los bandos moro, cristiano y de los caballos del vino. Pero que eso es lo que se ve, porque alrededor hay un montón de personajes, de pequeños actores dentro de ese gran microcosmos, como pueden ser los giganteros, el personal del Ayuntamiento que monta las infraestructuras, etc. El Ayuntamiento, principalmente, aparte de ser uno de los principales financiadores de la Comisión de Festejos, lo que aporta son las infraestructuras y poner, como si dijéramos, “la calle”, los servicios de limpieza, etc. Pero la capacidad de organizar y disponer la tiene el Secretario de Comisión de Festejos. El concejal de festejos está en estrecha relación con él y con la Cofradía, pero más que organizar, el papel de mi concejalía es el de coordinar, porque hay más festejos a lo largo del año, tanto en el pueblo como en las distintas pedanías que tiene Caravaca.

¿Cree que la cultura es un valor al alza en Caravaca de la Cruz o se nota poco interés en lo cultural?

Yo no creo que la cultura en Caravaca sea algo olvidado en el pueblo, aunque sí hemos sido tradicionalmente una plaza dura en cuanto a conciertos, en cuanto a obras de teatro, en cuanto a determinadas propuestas culturales. En nuestra intención está intentar revertir eso, pero en la medida de lo posible; tampoco queremos meternos donde no podemos meternos, pero, teniendo en cuenta los aforos que podemos tener en Caravaca y las posibilidades que podemos ofrecer, queremos avanzar en este aspecto. En invierno, el teatro Thuillier no nos permite grandes aforos, a eso me refiero cuando digo lo de actuar acorde a nuestras posibilidades. El año pasado cuando organizamos por ejemplo el concierto de los Celtas Cortos, a mí me gustó mucho ver las calles de Caravaca llenas de gente cenando en la previa al concierto, luego la plaza del Arco con un aspecto inmejorable, familias enteras… Yo creo que si se hace con tacto y teniendo en cuenta las características de lo que somos, la cultura puede ir a más. Aunque repito que siempre hemos sido una plaza dura.

El Jubilar es un año para lucir nuestras mejores galas patrimoniales. ¿Hay previsión de intervenir mueble e inmueble o alguna puesta en valor?

Durante 2016, en los últimos meses del año, se estuvieron reparando las murallas de la basílica-santuario y aparte hemos realizado un plan de choque, ya no en sitios culturales, sino en distintos lugares de Caravaca, y queremos avanzar en la adquisición de algunos inmuebles que son muy importantes en Caravaca, como, por ejemplo, la que tradicionalmente se conoce como casa de San Juan de la Cruz.

En cuanto a otras actuaciones, la verdad es que no depende únicamente de nosotros. Necesitamos mucha ayuda externa porque nosotros no podemos asumir el coste de las actuaciones que se tienen que realizar en esos determinados lugares, como pueda ser el convento de las Carmelitas, etcétera, etcétera.

Gigantero, navarro, nazareno morao, profesor, concejal y deportista…

Aunque no se me note. (risas)

… ¿Cómo lo hace?

Pues la verdad es que me gusta lo que hago: me gusta ser profesor, me gusta ser gigantero, me gusta salir en los Navarros, le tengo mucha pasión a la Semana Santa y el deporte, que es lo que más abandonado tengo, también; aparte de lo de concejal, que también creo en lo que hago. De lo contrario, me quedaría acostado en mi casa y que otro lo hiciera. Sobre todo, sobre todo, aunque esté feo decirlo, gracias a que soy un pájaro libre, que no tengo descendencia, puedo gestionar mi tiempo como quiero, la verdad que eso ayuda bastante. Porque seguramente si tuviera hijos o tuviera pareja, alguna de estas partes se vería dañada o recortada en algún momento, pero como dispongo del tiempo como quiero, pues la verdad es que puedo llevarlo todo para adelante.

Gigantes y cabezudos al son de la dulzaina

cabeceraUnas veces villanos, otras héroes, los Gigantes forman parte del imaginario colectivo desde los pretéritos tiempos medievales. Protagonistas de leyendas y cuentos infantiles, el gigante es la representación tanto de la sublimación de la humanidad como de la encarnación de sus más terribles temores, pues el gigante poderoso y bonachón y el colosal destructor a menudo comparten presencia en las fabulaciones, pues acaso son ambos las dos faces de nosotros mismos…

Sea como fuere, los gigantes aparecen en las crónicas festeras divinas y paganas de diversos puntos de España, y allende nuestras fronteras, desde antiguo, siendo su origen aún un misterio por desvelar. En Caravaca de la Cruz, desde luego, son parte esencial de las Fiestas en Honor a la Santísima y Vera Cruz, pues los Gigantes y Cabezudos, queridos por pequeños y mayores, son los embajadores de los festejos, pregoneros silenciosos de los días de algarabía y solemnidad que están al llegar. En un dueto indisoluble, los Gigantes (y cabezudos) acompañan al Tío de la Pita (y Tamboril) en sus desfiles por las carreras caravaqueñas, escenarios desde antaño de la desbordante alegría de la chiquillería domada al son de melodías populares.

1

Solemnidad gigantil

Y sin embargo, los gigantes no siempre fueron parte casi exclusiva de nuestras Fiestas. En su origen, y como nos señalan los documentos históricos, los gigantes eran parte del cortejo de la fiesta del Santísimo Sacramento, o Corpus Christi, la solemnidad religiosa más importante del año en aquellos tiempos y que más esmero requería por parte de las mayordomías encargadas de su organización. Se habla de “danzas y gigantes” como parte de las celebraciones del Corpus, en las que también aparece una figura diabólica llamada Tarasca, una especie de serpiente dracónica, representante de Lucifer, cuyo destino al final de los festejos era perecer en las llamas purificadoras.

La razón de la presencia de los gigantes en la celebración del Corpus navega en la conjetura; acaso podría explicarse como un simbolismo de la separación entre lo terrenal y lo divino, siendo los gigantes los heraldos de lo perecedero, como ellos mismos, meros seres de tela, madera y cartón, frente a la eternidad espiritual.

La primera documentación relativa a los gigantes caravaqueños data de 1628, en las fiestas del Corus Christi, con el pago de 160 reales del Mayordomo Juan Torrecilla Merino al artesano Tomás Carbonell para la hechura de cuatro gigantes y un caballo, partes de una representación teatral. Así mismo, en el mismo año se halla testimonio del pago de 142 reales y 36 más por montar los gigantes y conducirlos, respectivamente. Su presencia se mantendría en las décadas siguientes, siempre ligados al Corpus.

2

El ocaso y resurgimiento de los gigantes

En 1780, las danzas de “gigantones y enanos” fueron prohibidas por Real Cédula de Carlos III, sin duda impulsada por los Obispos Ilustrados que encontraban de poco gusto decoroso éstos elementos, declarando que “…su concurrencia ocasiona no pocas indecencias y sólo sirven para aumentar el desorden y distraer o resfriar a la Majestad Divina”. Sin embargo, pasados los temores a la sanción de las primeras décadas, la prohibición se fue olvidando y en el siglo XIX las danzas de gigantes y cabezudos o enanos volvieron poco a poco a poblar las festividades de corte no sólo religiosa sino también civil.

El cómo y cuándo los gigantones se vuelven parte de las Fiestas de la Vera Cruz de Caravaca es, una vez más, un enigma. Se dispone de una fecha probable, 1839, en la que ya los gigantes formaban parte de los festejos patronales caravaqueños. Acaso se llegó a ésto con un proceso paulatino, en el que al ir cobrando mayor relevancia las celebraciones en honor a la Stma. Cruz, así los gigantes y dulzainas fueron abandonando las solemnidades del Corpus para incorporarse a las festividades locales.

Desde entonces y de forma más o menos constante, los Gigantes van a aparecer cada año en las calles caravaqueñas como preludio a las Fiestas de la Cruz, siempre bailando al son de las melodías del Tío de la Pita… ¡que ya suenan por nuestras avenidas!

El Tío de la Pita y sus gigantescos compañeros

El Tío de la Pita llega en un autobús, recibido con todo el cariño de un pueblo, y como si de un Flautista de Hamelín se tratase, como cosa de magia, logra que la multitud le siga mientras toca “Serafina la Rubiales”. Detrás de él y de su inseparable Tamboril, los Gigantes y Cabezudos cierran la comitiva portados por abnegados y expertos giganteros, duchos en el manejo y baile de los colosos de cartón.

El Tío de la Pita, con arraigo en diversos puntos de la Región de Murcia, surge en el Renacimiento, como parte de los rituales primaverales, el tiempo de las labores del campo. Es el despertador del huertano que debe ponerse a la faena, el músico que junto con su Pita (dulzaina) y un niño acompañándole al tambor, recorre las sendas de las aldeas y los campos tocando melodías que ayudan a los cultivos a romper su sopor y dar buenas cosechas. En Caravaca, además, el Tío de la Pita está ligado a los “Conjuros” que se practicaban desde el Santuario de la Vera Cruz, en el que la Reliquia era mostrada a los cuatro puntos cardinales para abjurar las tormentas y bendecir los campos.

Los testimonios documentales del Tío de la Pita aparecen desde el siglo XVI, del cual se datan documentos de pago a “músicos” que vienen de fuera de Caravaca a amenizar las fiestas del Corpus. Ya en el XVIII, se menciona el contrato anual a “un dulzainero” que acude a Caravaca para cumplir la misma tarea, hasta que su labor se liga de forma permanente a las Fiestas de la Cruz. Naturalmente, con el paso de la presencia de los gigantes en el Corpus a las Fiestas patronales caravaqueñas, el Tío de la Pita les sigue en la aventura, convirtiéndose desde entonces en inseparables compañeros de correrías y música en las postrimerías del mes de Abril.

4

Serafina está en la esquina, más seca que una sardina…

Sin duda, un halo de emoción acompaña la danza de los gigantes y cabezudos con la melodía del Tío de la Pita, pues es la señal inequívoca de que se aproximan las Fiestas de la Vera Cruz de Caravaca y Caballos del Vino. La dulzaina del Tío de la Pita resuena en las calles durante los cinco días más esperados por la chavalería de Caravaca, pues es tiempo de juego y bailes, y de probarse a uno mismo para ver cuánto ha crecido durante el año anterior tratando de alcanzar las enormes manos de los Gigantes.

Tras los Festejos, la dulzaina del Tío queda en silencio hasta el año siguiente, y los gigantes y cabezudos duermen su sueño reparador en la antiquísima Ermita de San Sebastián, deseando el pueblo caravaqueño que vuelvan a salir de su sopor al grito de “¡Gandules, gandules…!” mientras el Tío de la Pita vuelve a bajarse del autocar tocando aquello de:

“Serafina está en la esquina, más seca que una sardina.
Serafina, Serafina.
Serafina la Rubiales es una chica muy fina.
Serafina, Serafina.
Serafina mueve los pinreles,
que tu cara es un manojo de claveles.
Serafina, deja a ese bribón.
Serafina de mi alma, Serafina de mi corazón”.

5

AGRADECIMIENTOS

Al siempre solícito Peris González por su aportación documental y fotográfica.

Encuentro de Bandas de Música

cabecera-bandasEl próximo fin de semana, 29 – 30 de abril, se celebra en Caravaca de la Cruz el VI Día de la Federación de las Bandas de Música de la Región de Murcia con el siguiente programa de actos:

PROGRAMA
Recepción de las distintas bandas a partir de las 10 h.
en la Avda. de los Andenes, apeadero de Autobuses
(donde se apearán los músicos y los autocares con los
instrumentos se dirigirán a Salones Castillo).

  • 11’00 h. Inicio de la Peregrinación con las banderas de
    cada Banda de Música en cabeza por Calle Corredera,
    Plaza San Juan de la Cruz, Gran Vía, Plaza del Arco, a la
    Parroquia de El Salvador, donde se realizará la Estación
    Jubilar y se recoge la Cruz guía para subir hacia la
    Basílica. (Duración Estación Jubilar 10 min.).
  • 11’30 h. Llegada a la Basílica-Santuario, donde se
    acoplarán las distintas bandas en la explanada del
    Castillo.
  • 12’00 h. MISA DEL PEREGRINO. Donde las Bandas
    ganarán el jubileo y todas las banderas presidirán dicha
    misa.
  • 14’00 h. Comida de Hermandad en Salones Castillo de
    la Cruz. (A la llegada al Templete, todos los
    representantes de las bandas recibirán un sobre con los
    tiket de la comida). Ya en los Salones y una vez acabada la comida Acto
    protocolario, donde el Alcalde de Caravaca de la Cruz y
    otras autoridades, darán la bienvenida.
  • 16’00 h. Recogida de instrumentos y concentración en
    la explanada de dicho restaurante.
  • 16’45 h. Inicio del pasacalles con el siguiente
    recorrido: Salones Castillo, Paseo de Santa Clara, Calle
    de las Monjas, Plaza del Arco (donde cada banda
    interpretará el pasodoble que ellos han seleccionado),
    Gran Vía, en la tribuna de autoridades se hará entrega
    del Certicado de Peregrino a cada banda y de su
    corbatín a cada bandera, continuando el desile por
    Maruja Garrido y Templete. Recordamos que será retransmitido en directo por la 7
    Región de Murcia.
  • 18’00 h. Todas las bandas al unísono interpretarán 4
    piezas:
  • Himno de la Federación de Bandas
    Juanito “El Jarri”
    Caballeros de Navarra
    Amigo Emilio

Encuentro Nacional de Gigantes

cabecera-gigantesAgrupaciones procedentes de la Comunidad Valenciana, Murcia, Cataluña y Madrid participan este sábado, 22 de abril, en el IV Encuentro-Peregrinación Nacional de Gigantes y Cabezudos, que se celebra en Caravaca de la Cruz, coincidiendo con el Año Jubilar 2017.

En total, son doce los municipios que estarán presentes en este evento promovido por la Asociación de Amigos de los Gigantes de Caravaca de la Cruz, con la colaboración del Ayuntamiento de Caravaca de la Cruz, la Comisión de Festejos de la Cofradía de la Vera Cruz y distintas marcas patrocinadoras.

Entre las agrupaciones participantes se encuentran algunas de las más representativas de la tradición gigantera española, como la Colla de Nanos y Gigantes de Alicante, cuyo origen se remonta al siglo XV, incorporada desde el siglo XX a la fiesta de las Hogueras de San Juan, o los de Monovar, documentados desde el año 1940.

Tampoco faltarán a la cita la asociación ‘El tío Pajero’ de Abarán, con su banda de gaitas ‘Mazicandú’, la Comparsa de Barberá del Vallés, los Gigantes y Cabezudos de Cehegín, el Grup de Danses del Pinós, la asociación ‘La Espartosa’ de Estación de Blanca, así como los gigantes de Novelda, Ontinyent, Torrejón de Ardoz y la Asociación ‘La Chirimía de Murcia’.

Como anfitriones de este encuentro-peregrinación, saldrán a la calle los centenarios gigantes y cabezudos de Caravaca de la Cruz, formados por once gigantes y varios cabezudos, amparados bajo el manto de sus progenitores ‘El Nano’ y ‘La Nana’.

Caravaca vuelve a ser sede de un encuentro nacional de gigantes, tras los celebrados en 2000 y en los años jubilares 2003 y 2010.

GigantesCaravaca01

Programa de actos

El IV Encuentro-Peregrinación Nacional de Gigantes y Cabezudos de Caravaca de la Cruz dará comienzo a las 10.00 horas del sábado, con la recepción de asociaciones y la ‘plantá’ en la Plaza Paco Pim. A las 12.00 horas, tendrá lugar un primer pasacalles por la Gran Vía, momento en el que se desarrollarán las típicas danzas y juegos de gigantes.

Tras la recepción a todos los participantes en el Salón de Plenos del Ayuntamiento de Caravaca de la Cruz, a las 14.00 horas, tendrá lugar un nuevo pasacalles por Gran Vía, Plaza del Arco a Salones Castillo de la Cruz. La Asociación de Amigos de los Gigantes de Caravaca de la Cruz continuará por Plaza del Arco, calle Gregorio Javier, Vidrieras, Canalejas, Poeta Ibáñez a Placeta del Santo.

CartelIVEncuentroPeregrinacionNacionalGigantesUCabezudos

I Concurso de Balcones y Escaparates festeros

cabecera-concursoLa Concejalía de Festejos del Ayuntamiento de Caravaca de la Cruz, en colaboración con el portal web caravacafiestas.com y el patrocinio de Acciones Urbanas, Servicios y Medio Ambiente, convoca la primera edición del concurso ‘Balcones y escaparates festeros’.

A través de este certamen, la Concejalía de Festejos hace un llamamiento a todos los comerciantes, empresarios y vecinos de la localidad para que decoren sus locales y viviendas con elementos inspirados en las Fiestas en honor a la Santísima y Vera Cruz. El objetivo es embellecer la ciudad durante la celebración de sus festejos patronales y, al mismo tiempo, reforzar la campaña de promoción online que durante el mes de abril se despliega en redes sociales.

Para participar tan sólo hay que seguir la página en Facebook ‘Caravaca en Fiestas’, subir una imagen de tu balcón o escaparate y etiquetar la publicación con #BalconesYEsparatesFesteros. El jurado seleccionará un total de diez fotografías finalistas y serán los propios usuarios de esta red social los que elijan las tres ganadoras, mediante el número de ‘me gusta’ conseguido.

La empresa concesionaria de servicio municipal de limpieza viaria, mantenimiento de jardines y recogida de residuos urbanos, Acciones Urbanas, Servicios y Medio Ambiente, otorgará un primer premio, para cada una de las categorías de balcones y escaparates, consistente en una jornada a pensión completa en el Hotel Puerto Juan Montiel, Spa & Base Náutica, de Águilas.

Las bases que regulan este concurso están disponibles para su consulta en la sección actualidad del portal web caravacafiestas.com.

La Patrulla Águila en Caravaca

cabecera-patrullaLa Patrulla Águila sobrevolará el cielo de Caravaca de la Cruz al término de la tradicional Ofrenda Floral a la Vera Cruz, que tiene lugar en la mañana del 1 de mayo, dentro de las fiestas patronales.

El alcalde, José Moreno, ha recibido hoy en el Salón de Plenos a los pilotos del grupo de vuelo acrobático del Ejército Español de Aire, que se han desplazado a la ciudad para planificar esta actividad. Los pilotos han visitado el Consistorio, encabezados por el comandante José Manuel García Mora y el caravaqueño Juan Ramón Ruíz, que es uno de los siete pilotos titulares de la patrulla.

José Moreno ha querido agradecerles el gesto que van tener con Caravaca de la Cruz y su Año Jubilar 2017, con la actividad que tendrá lugar el próximo 1 de mayo y con el encuentro que mantendrán hoy con niños y niñas en el teatro Thuillier. Asimismo, ha informado, para tranquilidad de los vecinos, que durante la jornada del próximo martes 25 de abril tendrán lugar las pruebas de las pasadas y acrobacias de cara al 1 de mayo.

RecepcionPatrullaAguila01 RecepcionPatrullaAguila02

Sorteo de números 2017

cabecera-sorteoEl domingo 2 de abril de 2017 se procedió al tradicional sorteo de números para los Caballos del Vino. Este sorteo asigna el orden de subida a la Basílica Santuario para las distintas peñas para este próximo 2 de mayo. A continuación os dejamos el listado de los números. Suerte a todos.

1- Caprichoso
2- Insolente
3- Azahara
4- Solitario
5- Jeque
6- Aspirante
7- Púa
8- Cabezico
9- Gacel
10- Pura Sangre
11- Campeón
12- Mudacid
13- Flecha Roja
14- La Pastora
15- Panterry
16- Rebelde
17- Baezano
18- Solterón-Triana
19- Espartaco
20- Jupiter
21- Puntazo
22- Escándalo
23- Bavieka
24- Jabato
25- Mustafá
26- Retorno
27- Sagitario
28- Ambicioso
29- Cartujano
30- Albino
31- Gaditano
32- Mini-pua
33- Santa cruz
34- Artesano
35- Cortijero
36- Soberano
37- Almanzor
38- Calimocho
39- Berea
40- Triunfador
41- Campanazo
42- Sangrino
43- Zuagir
44- Jubiloso
45- Calesera
46- Universo
47- Terremoto
48- Terry
49- Califa
50- Zambra
51- Mel-azules
52- Silencio
53- Mayrena
54- Gladiador
55- Exigente
56- Legendario
57- Peregrino
58- Chirinos
59- Centauro
60- Luminoso

unnamed

V concurso de las Fiestas de Caravaca en Instagram

cabecera-instagramLa Concejalía de Festejos del Ayuntamiento de Caravaca de la Cruz, con la colaboración de ‘Caravaca en Fiestas’ y el patrocinio de Aqualia, convoca la quinta edición del concurso de fotografía ‘Fiestas de Caravaca’ en la red social Instagram. Esta iniciativa forma parte de las acciones de promoción online de las fiestas patronales.

Para participar en el concurso es necesario seguir el perfil en Instagram @CaravacaEnFiestas y etiquetar las imágenes, tomadas entre el 1 de abril y el 5 de mayo de 2017, con la etiqueta #FiestasDeCaravaca. El jurado seleccionará un total de diez fotografías finalistas y serán los propios usuarios de esta red social los que elijan las tres ganadoras, mediante el número de ‘likes’ conseguido. Los tres ganadores recibirán premios tecnológicos por cortesía de Aqualia.

Las bases que regulan este concurso están disponibles para su consulta en la sección actualidad del portal web caravacafiestas.com.

Tras cuatro ediciones de este certamen, la etiqueta #FiestasDeCaravaca suma un total de 3.319 publicaciones. El pasado año resultaron ganadores, Roger Fernández (@roger_bnw) con 1.108 votos, Maribel Guillén (@mbel.8) con 1.004 votos y Marina Campoy (@marinacampoyr) con 946 ‘likes’.

La curiosa tradición del Viernes de Lázaro en Caravaca

cabecera-lazaroCon el final de la Cuaresma ya próximo, y a una semana del Viernes de Dolores, resulta pertinente recuperar el relato de una vieja tradición caravaqueña que tenía lugar el viernes anterior al de Dolores, y que ayer y hoy se conocía como el Viernes de Lázaro. Actualmente, en éstas fechas se celebra un triduo en honor a San Lázaro, en los tres días precendentes al mencionado viernes de Lázaro, pero la celebración antigua tuvo una forma algo diferente.

Era costumbre en tiempos más pretéritos acudir el mencionado viernes anterior al de Dolores al Santuario de la Vera Cruz, donde desde el siglo XVIII al menos, existe en el lado de la Epístola un altar dedicado al bienamado amigo de Cristo, muerto por enfermedad y resucitado por Su voluntad. Los caravaqueños se congregaban por cientos en el templo, durante todo el día, para orar en el altar de San Lázaro, quizás como parte del atávico sentimiento de suplicar a los Santos remedios imposibles para la mano humana, o como pleitesía a los fallecidos, como lo estuvo Lázaro. Era en efecto un día multitudinario, alcanzando su máxima afluencia a las 3 de la tarde, la hora del miserere, cuando “la iglesia se quedaba pequeña y el espacio dedicado a velas y cirios rebosaba hasta el peligro de incendio por saturación“.

¿Una costumbre de raíces en la Europa del Este?

A día de hoy no se ha esclarecido con nitidez el origen de ésta costumbre caravaqueña del Viernes de Lázaro. Algunas investigaciones antiguas y pendientes de revisión apuntan a que tal tradición fue importada por alguien con la buena intención de revitalizar la afluencia de fieles al Santuario en esta fecha concreta, dado que la presencia masiva de caravaqueños en el Viernes de Dolores y el Viernes Santo en el Castillo se daba por sentada.

articulo-1

Existe una hipótesis sobre las raíces de ésta tradición que habla de la cristianización de una festividad eslava con origen en Serbia y que responde al nombre de Sábado de Lazarel o Sábado de las Flores. En tal festividad, celebrada el sábado antes de Ramos, es costumbre entre otras que las muchachas jovenes, en grupo de tres máximo y vistiendo una de ellas al estilo nupcial, marchen con hojas de sauce adornando su cabello, cantando un himno triste y melancólico que habla de la trágica muerte de un tal Lazarel, víctima de una caída mortal desde un árbol al intentar coger una flor para su amada prometida. No deja de ser una celebración de origen pagano, de celebración de la Primavera.

El cómo ésta festividad llegó a Caravaca, cristianizada y adaptada a las fechas y el contexto religioso local, es aún un misterio. Sin duda existen coincidencias entre el caravaqueño Viernes de Lázaro y el eslavo Sábado de Lazarel, como la celebración de ambos a inicios de Primavera, tomando como base la muerte, y con los lamentos tanto de las hermanas del resucitado amigo de Cristo como de la prometida de Lazarel y sus acompañantes. Sea como fuere, ésta curiosa tradición caravaqueña que tanta popularidad amasó en el siglo pasado y que cayó en el olvido durante muchos años, hoy en día está recuperada en forma del mencionado triduo a San Lázaro, que si bien difiere de las maneras antiguas de ésta costumbre, en esencia su significado no ha cambiado y sigue concentrando a muchos caravaqueños y caravaqueñas con ánimo de rendir culto a Lázaro, uno de los pocos mortales corrientes y molientes que ha vuelto de la muerte para contarlo.

articulo-2

Fuente: ‘Crónicas para la Historia de Caravaca’. J. A. Melgares Guerrero.

La Arpía de Caravaca: El Diablo (o el mito) en la piedra.

cabecera-arpiaCongelada en piedra desde hace 500 años; impasible, inquietante, testigo inmortal de decenas de generaciones de caravaqueños y hechos tanto luctuosos como festivos. En silencio, siempre en silencio…

Los caballeros de Santiago la colocaron en su perpetuo puesto de guarda en la esquina de la parroquial de El Salvador, la joya renacentista de la villa, el templo de la resplandeciente dignidad aristocrática. Una bestia, dicen los viejos, hecha de pura maldad, inexplicable en un templo cristiano. Mitad ave rapaz, mitad mujer, muchos nombres se le ha dado desde la oscuriad de la superstición: Sirena, Gárgola, Arpía, piezas difusas de un enigma inextricable como es la representación mitológica de una criatura infernal. Los antiguos griegos creían que la arpía traía consigo tormento, infortunio y calamidades, que arrastraban las almas de los mortales al Inframundo. Nada permite escudriñar las mentes de los Santiaguistas acerca de las razones que permitieron semejante efigie en la más importante de sus sedes vicariales, salvo una lección amedrentante: Mantente atento, viajero, y cuídate de la mirada de la Arpía, pues no es sino un funesto recordatorio de los peligros del vivir; el Diablo acecha, los pecados pudren el espíritu, y la única salvación se encuentra en el seno de la iglesia… la de El Salvador. ¿Cuántos caravaqueños habrán pasado durante cinco siglos bajo la verduga mirada de la Arpía, sintiendo cómo su alma se hiela, sólo para bajar la mirada al suelo con humildad y recordar éste terrible aviso?

aaaEcos de otros tiempos y otros lugares resuenan alrededor de la Arpía de Caravaca. Acaso una figura familiar para los maestros constructores que llegaron a la Caravaca del Renacimiento para obrar prodigios arquitectónicos. Maestros naturales del País Vasco y Cantabria, criados con leyendas y mitologías muy propias del norte peninsular. Alarifes que levantaron la parroquial de El Salvador y que dieron hogar a una de sus figuras legendarias: la Andra-Mari, madre creadora, genio nacido en el Caos… o quizás tan sólo su forma de retratar a la Madre de Todos.

O quizás la Arpía está emparentada con la antigua nobleza caravaqueña; las familias Melgarejo, Otálora, Mora, proclamando siempre su preponderancia, luchando por demostrar sus raíces en la poderosa nobleza norteña… acaso alguna de éstas familias ordenó esculpir a la Arpía como símbolo de su poder familiar, señalando mayores derechos sobre ésta tierra que las estirpes rivales.

La Arpía calla. Guarda un silencio helado desde su puesto en la llamada Esquina de la Muerte. Acaso es la Dama de Negro la que aguarda en aquel lugar, o acaso el nombre le vino dado por el temor a las llamas del Infierno que despertaba la Arpía. Tal vez aquel lugar era el elegido para resolver los duelos a ultranza, de los cuales solo uno salía vivo. Quizás es la esquina desde la que partía el cortejo fúnebre hacia el antiguo cementerio de Caravaca. Nadie sensato creería que una figura misteriosa como la Arpía y un sombrío nombre como Esquina de la Muerte están enlazados por mera casualidad.

La Arpía continúa allá arriba. Congelada en piedra, silenciosa, acechante. Ya apenas llama la atención, ya apenas se le reverencia el temor de antaño; el tiempo ha mellado sus facciones y amenaza con hacerla desaparecer, anciana más allá de lo computable, sabia más allá de lo saludable. Cuídate, viajero, de la mirada de la Arpía cuando pases por la Esquina de la Muerte. Puede que ya no tenga ojos para verte, pero sin duda puede leer lo que hay en tu alma…

bbb